Y tú, ¿de qué sofá eres?

Y tú, ¿de qué sofá eres?

Este elemento es pieza central de la decoración y no puede faltar en ningún salón que se precie. Efectivamente, hablamos del sofá, un mueble esencial tanto en lo funcional como en lo decorativo. Acertar con su elección no es sencillo, así que hoy te lo ponemos fácil y te enseñamos los tipos de sofá más adecuados según tus necesidades. ¡Toma nota!

Los pies siempre en alto

Si eres de los que siempre acaba apoyando los pies sobre la mesa de centro cada vez que se sienta un rato a descansar, es evidente que a tu salón le falta algo. Con los sofás con taburetes incorporados, que suelen guardarse bajo los reposabrazos de forma que no ocupen espacio adicional, podrás disponer siempre que quieras de ese punto de apoyo extra. También puedes disponer de puffs, bancos auxiliares o taburetes independientes para darle a tus pies el relax que merecen. Pero si lo que de verdad te gusta es un descanso completo para tus piernas nada mejor que un elegante diván o un práctico chaise longue.

Comodidad que se adapta a ti

¿Tu sofá de diseño es muy bonito pero nada cómodo? Deja de sufrir intentando adaptarte a tu sofá y haz que sea este el que se adapte a ti optando por un modelo relax. Los sillones y sofás relax suelen contar con sistemas que permiten reclinar los respaldos a diferentes alturas, extraer cómodos reposapiés o incluso darte masajes o emitir calor. ¿Se le puede pedir más a un sofá? Nosotros creemos que no acércate por Merkamueble y encuentra el que mejor se adapte a tus necesidades.

La tribu viene a casa

Si tu hogar es lugar de paso obligado y continuo de familiares, amigos y conocidos necesitas que estos se sientan lo más a gusto posible. Deshazte ya de esas sillas plegables de emergencia y dales lo que se merecen invirtiendo en un buen sofá esquinero, un modelo en forma de L o en uno modular, que te permitirá reconfigurar el salón siempre que quieras adaptándolo a las necesidades de cada momento. Así podrás garantizar la comodidad de todo el mundo y seguro evitarás que alguien acabe sentado en el suelo.

Espacio personal e intransferible

¿Para ti el descanso es algo sagrado y no quieres que nadie invada tu espacio vital cuando te relajas en el salón? Está claro que tu sofá ideal es un sillón o butaca. Este asiento individual te librará de tener que compartir el lugar con nadie más y podrás disfrutar de ambos reposabrazos para ti solo. Aíslate en tu rincón de lectura con un sillón monoplaza o úsalo como complemento a un sofá. Eso sí, manteniendo siempre las distancias.

Dulces sueños en tu salón

Tanto si vives en un piso muy reducido como si acostumbras a acoger invitados durante algunos días, los sofás-cama pueden ser una gran opción. Desde los clásicos modelos estilo italiano hasta los más recientes con sistema clic-clac, pasando por otros tipos de aperturas como la de delfín o la de acordeón, un sofá-cama brindará un descanso adecuado a nosotros y a nuestras visitas siempre que lo necesitemos.

Amantes de lo vintage

Si desbordas personalidad por los cuatro costados está claro que tener un sofá convencional puede saber a poco. En este caso puedes recurrir a un sofá Chester, si tu estilo es más retro y urbano, o si eres más elegante y sofisticado optar por una combinación estilo francés. También puedes buscar una pieza antigua y restaurarla por completo, así tu sofá será único e irá totalmente acorde contigo.

Sea cual sea el sofá que estás buscando, en Merkamueble dispones de una amplia gama de modelos entre los que elegir. Encuentra el sofá que mejor encaje contigo y con tu casa y haz que tu salón sea perfecto.

All comments

Leave a Reply